RSS ATOM
ContactoServiciosTravesíasQuienes Somos Novedades
 
TRAVESIA DEL PENITENTE (SALTO)

TRAVESIA DEL PENITENTE (SALTO)

Integrantes: Vane - Pablo Polo
- Pablo DelKayak

Distancia: 80 Km

RECORRIDO
 

FOTOGRAFIAS DE ESTA TRAVESÍA  

RELATO
 

S√°bado 24-09-2011

Planificada, medida y organizada desde hac√≠a mucho tiempo la Traves√≠a del Penitente llamada as√≠ por el "hombre arrodillado" que forman el total de los puntos del recorrido. La visi√≥n nuestra es que hay que suplicar para que se termine de una vez ... .La remada consta de dos tramos de 40 kil√≥metros cada uno, donde es aconcejable acampar dentro del arroyo llamado ‚ÄúEl Salto‚ÄĚ en la √ļltima arbolada entre dos lagunas. La altura del r√≠o Paran√° fue de 3,85 metros en puerto Rosario y estacionario, sin pron√≥stico de crecientes, la temperatura oscil√≥ entre 5 y 24 grados cent√≠grados siendo el m√°ximo a las 15 hs del Domingo. El viento fue sostenido de sector Nornoroeste (NNE) a 18 km/h, as√≠ que como para no variar saldr√≠amos con viento en contra, lo que disminuy√≥ nuestro avance retras√°ndonos algo mas de media hora, ya que tendr√≠amos que remar corriente mas viento en contra por los primeros 18,51 kil√≥metros.

¬†As√≠ que siendo las 9:10 de la ma√Īana llego Pablo Battcock, de ahora en m√°s PabloB,¬† a nuestra base, la playita de salida en Baigorria y arrancamos la traves√≠a.
Fijamos rumbo Norte y a la altura del Boating de Baigorria tiramos el cruce del canal principal. Pasando Puerto Pirata se pod√≠a notar que el avance del r√≠o con respecto a otros a√Īos hab√≠a comido la orilla y se hab√≠a adelantado algunos metros bi√©n cerca de los ranchos.

Seguimos remando firme, pasamos por ‚ÄúPunta Armado‚ÄĚ donde esta la boya varada donde emana un hedor a Gas inconfundible. Siendo las 10:30 llegamos al comienzo de la isla por donde cruzamos el Canal Destiler√≠a. Pasamos por Los Meones y llegamos a la isla del medio, donde paramos unos instantes a ver en que estado se encuentra el √°rbol Canel√≥n. Por suerte esta recuper√°ndose del ensa√Īamiento que tuvo que sufrir.



Pasando los Meones llegamos al punto desde donde se ve el campo de la gloria de la ciudad de San Lorenzo, seguimos remo siempre hacia el Norte y pasamos frente a la isla del Pele. A lo lejos se podía ver la zona portuaria y chimeneas de las industrias.



Siendo las 13:10 llegamos a la boca que com√ļnmente refieren con el nombre de ‚ÄúLa primera‚ÄĚ donde tendr√≠amos una corriente a favor considerable. El panorama cambi√≥ notablemente ya que frondosos Ceibales y ranchos muy cuidados y prolijos adornaron el tramo de 2,88 kil√≥metro que quedaban remar hasta el pr√≥ximo desv√≠o.






Llegamoa a la boca del Salto marcada en su margen izquierda por un lindo rancho. Nuestro objetivo de ahora en mas era recorren por completo dicho arroyo hasta llegar al Puente Rosario Victoria para volver por el interminable canal de servicio. Este tramo del Salto es hermoso, lleno de grandes saucedales, sombra, playas de arena, recodos repletos de profundos remansos y pájaros por doquier.





Siendo las 14 hs paramos a almorzar una comida liviana. Ya se podían ver pasar varias lanchas de pescadores deportivos. Detrás había una laguna llena de vida la cual no quisimos perturbar demasiado así que descansamos media hora y seguimos remo río abajo con una considerable corriente que arrastraba nuestros botes.



Pasamos por varios ranchos donde como es costumbre en este tipo de viajes, la gente de la zona te pregunta para donde vas y hasta donde queres llegar. Luego de unos hermosos codillos, el panorama y la vegetaci√≥n empezaba a cambiar abruptamente, las tierras eran mas bajas y la boscosa vegetaci√≥n hab√≠a cambiando por zonas de lagunas mas desoladas y adornadas por peque√Īos grupos o solitarios √°rboles a√Īosos.







Es impresionante la cantidad de ganado muerto que encontramos cerca de bosquecitos de tiboes. Es sabido que las hojas de Timb√≥ blanco (Albizia inundata o Cathormion polycephalum) tiene una sustancia que los chamanes indios de la zona usaban como alucin√≥geno. El panorama cambiaba constantemente ya que el r√≠o estaba a una altura en la cual hab√≠a inundado las zonas mas bajas pr√≥ximas a las lagunas. Observamos poca cantidad de Patos, solo las aves laguneras de siempre, Bandurrias de las dos clases, Garzas, alguna Cig√ľe√Īa, Gallitos de agua entre otras pero si una gran cantidad de Halconcitos, Chimangos y Caranchos.



Eran casi las 16:30 y pasamos por un enorme rancho donde nos anunciaron de una forma m√°s que intimidatorio los perros. La zona era un para√≠so para quedarse, lastima los perros y claro, acercarnos para pedir permiso no era adecuado as√≠ que seguimos en busca del √ļltimo rancho marcado antes del cambiar nuevamente de direcci√≥n. Remamos ansiosamente hasta un curv√≥n donde encontramos los corrales de metal, los t√≠picos eucaliptus llenos de loros que generalmente han plantado los due√Īos de estas tierras cerca de sus ranchos. Vimos que hab√≠a ovejas en cantidad, justo a unos pocos kil√≥metros entre las bocas de dos lagunas, hab√≠amos llegado al preciado y √ļltimo bosque de Timb√≥ Blanco y Ceibos.





Cabe destacar que desde aqu√≠ hasta el final donde se encuentra el canal de servicio del Puente Rosario Victoria, no hay mas lugares para acamparar con comodidad, solo peque√Īas porciones de tierras y alg√ļn solitario √°rbol seco cerca de unos pocos ranchos aislados. As√≠ que sabiendo nuestra suerte decidimos quedarnos a pernoctar all√≠. El lugar era hermoso, hab√≠a unos 50 metros de √°rboles que formaban un bosquecito. En una primera recorrida vimos que hab√≠a suficiente le√Īa para el fog√≥n y para cocinar. Desembarcamos y armamos el campamento. Mientras PabloB y Vane arm√°ban las carpas, PabloP hacia un fueguito para hacer unos mates, ya que los tres coincid√≠amos en la ansiedad por unos verdes.

Después de esos reparadores mates y un descanso más que merecidos, Vane salió de recorrida a tomar unas fotos del lugar antes que se fuera el sol, ya que al otro día partiríamos muy temprano. Caminando lentamente para no espantar a los pájaros que había y logró sacarles algunas buenas tomas de Gallaretas de escudete rojo (Fulica rufifrons) y algunos Teros (Belonopterus cayennensis lampronotus) entre otras.No se podía avanzar mucho más lejos ya que la zona estaba delimitada por dos entradas de agua de unos 7 metros de ancho que abastecían a la enorme laguna que yacía detrás.









Vane se volvi√≥ al campamento y entre los Pablos ten√≠an casi terminada una improvisada¬† ca√Īa de Timb√≥. Claro, el tema fue que nos olvidamos las ca√Īas en el ba√ļl del remis que nos llevo a la guarder√≠a y de ninguna manera Pablo se quedar√≠a sin pescar. Aunque no solo hubo unos peque√Īos piques, vali√≥ la pena¬† el intento.











Una vez que el sol cayó y nos brindó un magnífico atardecer, comenzaron las tareas para la cena. Arrancamos con un aperitivo de papas, batatas y cebollas cocinadas en un envase de leche. Como tantas cosas, esto lo aprendimos de un amigo, el embase esta forrado de aluminio y genera una especie de horno que deja a las verduras cocinadas con el vapor de su propio jugo. No quedó nada, estaban riquísimas!





Atentos a todo lo que ocurr√≠a alrrededor del campamento notamos que peque√Īas sombras iban de lado a lado como enloquecidas¬†! eran sapitos aliment√°ndose! Por momentos se escuchaban miles de chillidos ensordecedores de ranitas y pajaros del lado de la laguna.

Luego de buscar le√Īa para la noche y armar un fueguito hermoso y entre charla y charla fuimos preparando el men√ļ para la cena: Ravioles con salsa de jam√≥n y hongos. Se hizo un silencio, no porque pasara nada, solo que lo √ļnico que se escuchaba eran nuestra mand√≠bulas moverse. No quedo nada. Es que despu√©s de remar los primeros 40 KM hab√≠a que reponer fuerzas.









La noche fue oscura y¬† sin luna. Nos llamo la atenci√≥n la cantidad de cazadores en la zona, con focos alumbrando hacia ambos lados, buscando carpinchos. En varias oportunidades como no se ve√≠a quienes ven√≠an en las lanchas decidimos apagar las luces, guardar silencio frente al fuego y adoptar una postura preventiva disfrazando a Vane de Cacho!, jajaja entre el sombrero con ala del Zorro y sentada a lo macho camacho fingiendo la voz ronca de Clemente, no pod√≠amos contener las risas. ¬†Esto¬† dur√≥ hasta las 12 de la noche, luego se hizo la calma repentinamente, no sabemos si fue porque desistieron de la b√ļsqueda de los carpinchos ya que no vimos ni uno de esos hermosos animalitos o simplemente porque nos desmayamos del cansancio en las carpas.

 

Domingo 25-09-2011

Madrugamos a las 6:30 hs ¬†como para desayunar y salir temprano. EL sol comenzaba a salir y nos brind√≥ hermosos momentos de tenue luz. Los p√°jaros estaban despertando tambi√©n, todo rebozaba de vida. sacamos algunas fotos y por supuesto luego desayunamos con alfajores santafecinos, conocidos por el exceso de dulce de leche nos dieron az√ļcar suficiente para arrancar la ma√Īana.














Bajamos los botes y salimos a las 8:30 corriente a favor, remando solo un poco,  llegamos a la boca que comunica a los Meones Chicos o Meoncitos donde estaban llegando algunos pescadores y escopeta en mano, la probaban con tiros al aire.



En uno de los ranchos que pasamos unos ni√Īos vinieron corriendo a saludarnos, ese rancho era el que ayer ve√≠amos a lo lejos con sus luces prendidas toda la noche. Nos llam√≥ la atenci√≥n la antena de Direct TV que ten√≠a y los paneles solares. Pudimos comprobar que no habr√≠a mas sitios para acampar, todo era bajo e inundado. Con el viento que por momentos estaba en contra y en otros nos beneficiaba, fue as√≠ que pasamos un semic√≠rculo enorme que hace el r√≠o y en la parte media hab√≠a una tremenda laguna desbordada donde saltaban dorados aliment√°ndose.





Seguimos camino, y la ruta cada vez se ve√≠a mas cercana.¬† Unos corrales con caballos, gente pescando y los √ļltimos ranchos ¬†donde hab√≠a varios pescados colgados entre los que pudimos identificar, Dorados de gran tama√Īo, Bogas y tremendos Manguruy√ļes de mas de 1 metros de largo, estos √ļltimo de pesca prohibida.









Luego de ver una vez m√°s la br√ļjula seguimos remada y nos llam√≥ nuestra ¬†atenci√≥n unos ¬†patos que no se asustaban por nuestra presencia, ¬†dejando que nos acerquemos a pocos metros. Hicimos la √ļltima S y a fin salimos al canal de servicio. ¬†La ruta, de lado izquierdo nos acompa√Īar√≠a por los pr√≥ximos 17 km.Notable es la cantidad de cajones de productores de miel que encontramos, tambi√©n una barcaza que al¬† parecer se usa para su recolecci√≥n y transporte de los productos.





Volvíamos por el canal de servicio que por momento se tornaba monótono y duro por el   viento en contra que teníamos. Pablo se para a ver un bulto en la costa cuando se da cuenta de que era un tortuga. Pensando que estaba muerta intenta alcanzarla con su remo y le tira un poco de agua. La tortuga no se mueve y cuando llega Vane  nos damos cuenta de que esta viva, muy ufana tomando sol. Es sabido que al ser reptiles tienen sangre fría lo que significa que no es capaz de controlar su calor corporal por eso tienen que calentarse al sol y si se les pasa la mano deberá tirarse al agua para no morir autococinada. Pensamos que estaba muy ufana asoleándose.





En el transcurso pasamos por varias lagunas desbordadas y los inconfundibles pozos rectangulares de 300 por 1000 metros que sirvieron para la extracción de grada,  que usaron para construir los terraplenes que hoy en día son parte del viaducto de comunicación interprovincial. Algo llamativo fue notar que en partes adyacentes y donde desembocaban lagunas había gran cantidad de vegetación filtradoras, el agua era transparente, se veía el fondo hasta casi 1 metro.





Despu√©s de un interminable tramo recto llegamos a la primera curva, pasamos otro pozo y llegamos al final a la Zorra. All√≠ pescadores deportivos cruzaban el correntoso arroyo de lado a lado.Una vez que llegamos al √ļltimo pozo antes del Paranacito paramos en un bosquecito de sauces donde detr√°s esta un gran grupo de espinillos (Mimosas) que conoc√≠amos de veces anteriores para almorzar algo y descansar.



Al las 17:00 hs  emprendimos el regreso por el Paranacito hasta la Boca de la Milonga donde como es de costumbre los Domingo a la tarde la usan de pista, suponiendo que son corredores de carreras, gente  que no tiene ni el mas mínimo respeto por nadie, mucho menos por tres kayakistas y suponen que el río es solo de ellos.

Ya en el Destilería y por fin con corriente a favor emprendimos el regreso ya distendidos  y felices por la travesía que estaba concluyendo. Lo despedimos a PabloB que seguía a Costa Norte y nosotros remontamos hasta la boya roja para tirar el cruce y volver a casa.

 

 

 


VIDEOS
 


OTRAS TRAVESÍAS DE INTERÉS  
TRAVESIA DEL PAJARO (PARANACITO)
TRAVESIA OLIVEROS - ROSARIO

√öltimas 19 Publicaciones

SALIDA POR EL RIO URUGUAY (PALMARES DE COLON - SAN JOSE)

TRAVESIA POR EL TIMBO COLORADO

TRAVESIA PUESTO LA JAULA DIAMANTE - ROSARIO

VUELTA POR LOS ZANJONES INUNDADOS

VISITA AL ARROYO TIMBOCITO

VISITA A LA LAGUNA TIGRE POR EL ARROYO SAN LORENZO

TRAVESIA ROSARIO - ISLA MARGARITA BOYA 500

VUELTA DEL PERRO (SAN LORENZO-TIGRE-SALTO)

CAMPAMENTO EN LA PALMEÑA

TRAVESIA HACIA EL DORADO

VUELTA CABEZA DE PAJARO

IV TRAVESIA AL PARQUE NACIONAL PRE - DELTA

TRAVESIA POR EL BARRANCOSO

TRAVESIA OLIVEROS - ROSARIO

TRAVESIA DEL PENITENTE (SALTO)

TRAVESIA DEL PAJARO (PARANACITO)

VII TRAVESIA INVERNAL ROSARIO VICTORIA

CAMPAMENTO EN LA VUELTA DE SUGASTI

REMANDA POR LA LAGUNA DE LOS MEONCITOS


[+] ver mas ...


Informes avanzados del clima:










Flag Counter
 
Todos los Derechos Reservados - (c) IguanaTeam - 1984 - 2017